Estás en
Portada > Conciertos > Amann & The Wayward Sons inauguran a lo grande un nuevo espacio de conciertos

Amann & The Wayward Sons inauguran a lo grande un nuevo espacio de conciertos

En estos momentos de la vuelta a la ansiada ‘normalidad’ que tantas veces hemos añorado, la oferta musical del botxo bilbaíno es positivamente muy alta. Hay hueco para todos los estilos musicales y diferentes públicos. El pasado sábado 5 de noviembre se daba el pistoletazo de salida a un nuevo recinto. Mejor dicho, a un nuevo espacio, tal como se denomina ‘Espacio 600’, situado en Zorrozaure. Que en su primera cita musical quiso mostrar como el arte, bajo una cuidada exposición de lienzos, la gastronomía local, liderada por Manu Iturregui (Indepence Club) y Enrique Thate (Ein Prosit), y la música comandada por Amann & The Wayward Sons, se pueden llegar a mezclar magistralmente en un mismo espacio. Para dar como resultado un evento muy llamativo que tuvo como respuesta una afluencia bastante amplia y que fue todo un éxito en su realización y ejecución.

Una cita que fue arropada por un público muy expectante ante tan singular espacio, y que precisamente las características de dicho evento era el tema central de la velada y el eje de las conversaciones. Para dar música estaba allí presente Pablo Slocum junto a su banda al completo. Que contaba con la estimable colaboración de la vocalista ‘La Negra Maite’, quién tuvo su momento de lucidez al interpretar ella misma el corte “Always Remember Us This Way” de Lady Gaga. Pero la noche nos deparaba una sorpresa de un ilustre de la escena rockera del País Vasco que los siguientes párrafos se hará mención de su espectacular y brillantez colaboración ante el asombro total del respetable.

A eso de las 20:45 hora daba comienzo el show de Amann & The Waywards Sons y lo hacían con la magnífica “Drive Home” que da título a su debut. Para después interpretar “All The Things He Wanted” que fue recibida por los primeros aplausos de un público hambriento de recibir buena dosis de rock americano macerado a fuego lento. Momento que aprovechó Pablo para agradecer a las personas que estaban detrás de este espacio, Paul y Uxue de Black Stage Marketing. De seguido encararon de manera magistral “Flying”, primer corte de su segundo disco ‘Free Soul’, donde la melancolía y los suaves pasajes sonoros que destila fueron los principales destellos de la música de esta fenomenal banda. La cual se encuentra arropada por dos enormes guitarristas cómo lo son Emi y Adrián que junto a Pablo se intercambiaron suculentos solos guitarreros durante el transcurso de su show.

Después interpretaron “Wild Ride” y “Grab My Hand” que sirvieron para encarar uno de los momentos cumbre de su concierto al ejecutar la potente y a la vez blusera “Gone With The Wind”. Que tal como proclamó el vocalista y guitarrista, se trata de una canción que servía para ‘que se lleve el viento todos los malos momentos que hemos pasado’. La intensidad se apoderaba de los músicos allí presentes hasta llegar al climax sónico con la sobrada ejecución por parte de los tres guitarristas durante la épica y atmosférica “Interstellar Trip”. En todo este tramo del concierto en los coros se encontraba la anteriormente mencionada Maite que acompañaba de manera magistral a Pablo en todos los tramos vocales. Junto a ella se encontraba un animado y siempre sonriente Armando en el bajo. Y como viene siendo costumbre al fondo del escenario estaba un contundente Txema (Monk Monk), muy querido y ovacionado por sus amigos incluidos dentro de un público totalmente entregado.

Hubo momento para la brillantez musical gracias a la estimable ejecución de uno de sus grandes éxitos. “Héroes” es un rico corte donde las intensas melodías tanto sonoras como vocales llegan a lo más profundo de tu alma. Una canción muy a lo Crosbil, Stills & Nash. Sin duda uno de los momentos preferidos de un servidor. Finalizando la primera parte de su show con otra maravilla. La elegida en esta ocasión fue “Let Me Row”. Una canción dedicada a esas personas que intentan buscar una vida mejor, ser una persona digna y que su significado principal es ‘Déjame Remar, déjame vivir’. Y con esta sublime interpretación, con ciertos aires a Dire Straits, daban por finalizado su primera parte de su impecable concierto. Descanso que sirvió para reponer fuerzas a través de las magistralmente cervezas servidas por Manu y momento también para aplacar el hambre ante los maravillosos Hot Dogs servidos por Enrique y acompañante.

Después de un merecido descanso el ambiente en Espacio 600 era de lujo y apetecía seguir con la música de Amann & Cia. Para este segundo tramo de su show había algunas sorpresas guardadas y una de las primeras era uno de los singles de su nuevo tercer disco de estudio que está a punto de salir. La elegida fue “Once Im Gone 83” que fue muy recibida por los allí congregados. Después fue turno para Maite y compañía con su versión de Lady Gaga y que sirvió para su propia lucidez. Momento en que el propio Pablo presentó a toda la banda. De seguido el líder se despojó de su guitarra para encarar con micrófono en mano junto a Maite la animada y marchosa “I’ve Been Waiting”. La temperatura en el espacio era algo gélida por el frío exterior a pesar del cálido ambiente que reinaba en el lugar. Fue en ese instante cuando Pablo preguntó al personal por la temperatura para después interpretar el “Tell Her”, último tema de su segundo lp.

Continuaron con “Train To Mars” e “In The Cove Of The Dead Corpses”. El primero una versión tuneada según el líder y el segundo corte que contiene un comienzo algo lento pero que se anima desde su parte central finalizando con momento guitarrero incluido. El público seguía disfrutando del concierto y para agradecérselo interpretaron otro de sus grandes clásicos “Free Soul” ante un público totalmente bajo sus pies. Después encararon la ejecución de otro adelanto de su nuevo disco que llevaba por título “Devil Knows My Name”. Con un resultado muy pesado y denso que particularmente fue de mi agrado causándome gran impresión.

Y fue precisamente en este instante donde se produjo la mayor sorpresa de la velada cuando Pablo anunció la colaboración del gran Germán Ors de los ilustres y leyendas, Itoiz, que con su guitarra en mano, nos deleitó con su maestría en las seis cuerdas durante el transcurso de la rockera “Rocking Chair”. De seguido y con las revoluciones encendidas por todos los componentes de la banda, todos ellos interpretaron “Ice Breaking”. Encarando en su tramo final con otra novedad que vendrá incluida en su próximo álbum que lleva por título “Under Pouring Rain”. Para despedirse ante la audiencia con otro de sus himnos “Feel It My Bones” que contó con la presencia en el escenario de un amigo muy importante para Pablo, cómo lo es Gonzalo Menédez, persona que le inspiró para la composición de dicho tema mientras iban al monte y veían como brotaba la flor del azafrán. Persona invitada que se sentó en la butaca que permaneció vacía durante todo el show hasta ese preciso instante. Y qué fue secundado por la presencia del protagonista (Txoron) del videoclip del mismo corte. Con la consiguiente satisfacción por ambos  y de la banda al completo.

Y tras una breve y escueta pausa con agradecimientos varios, pusieron punto final a su magnífico concierto con la soberana interpretación de “Lies”. Dando así por concluido uno de los mejores conciertos a los que he asistido durante este año. Y que espero en un corto futuro sea el camino para seguir ofreciendo conciertos con diferente formato. Al menos uno se queda con esa certeza que con esta primera prueba la nota ha sido de sobresaliente con unos Amann & The Wayward Sons erigiéndose como los grandes triunfadores en la puesta de largo de este nuevo recinto o mejor dicho, Espacio 600. Al que no dudaremos en asistir nuevamente si la ocasión la merece, y que seguramente así sea.

¡Compártelo con el mundo!
Txema de la Cruz
Quiso ser músico pero su mayor virtud la tenía en los dedos para teclear noticias, reseñas, crónicas, entrevistas delante del ordenador mientras escucha heavy metal de fondo, su gran pasión. La famosa 'doncella de hierro' le tiene atrapado desde que tiene uso de razón. Melómano asistente a los conciertos rockeros y metaleros junto con su inseparable humilde cámara de fotos. Director y supervisor de contenidos en RIB.

Deja una respuesta

6 + doce =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Top