Lorelei Green: «Este es un camino complicado que constantemente te pone a prueba».

Lorelei Green: «Este es un camino complicado que constantemente te pone a prueba».

Lleva más de una década escribiendo, componiendo, creando canciones. Las mima al detalle para después ofrecérselas al público. Las interpreta bien sea en salas, teatros, bares y otros espacios, en diferentes formatos, siempre manteniendo su esencia. Lorelei Green es una de las habituales en la escena musical vizcaína. En 2016 nos sorprendió con ‘Aviones de papel‘, su primer trabajo. Ahora regresa con ‘LAVA‘, un disco con el que ha dado un paso y un giro más en su trayectoria. En la vorágine que conlleva la publicación de un disco hemos charlado con ella para conocer más de esta artista y de su nuevo trabajo.

Eres una artista conocida y habitual en la escena vizcaína, pero para quien no te conozca todavía, ¿quién es Lorelei Green?
Lorelei Green nació como sobrenombre artístico cuando en 2013 comencé a componer y a salir a tocar con mi guitarra por los bares. Quería compartir. Conectar mediante la música. Nada más. Ha llovido mucho desde entonces. Después de muchos conciertos en todo tipo de espacios llegaron otros en salas como Azkena, Bilborock, la sala BBK, o el Palacio Euskalduna. Tras pasar por diferentes etapas y una constante evolución, actualmente Lorelei Green es un poco como una hidra de cuatro cabezas (solo que si las cortas, no se regeneran y multiplican). Hemos apostado por el formato de banda, manteniendo la esencia del comienzo, pero llevándonosla a lugares muy distintos.

Si algo queda claro es que eres una luchadora que hace frente a las dificultades que van surgiendo. Prueba de ello, tu primer disco auto editado y ahora tu campaña de crowdfunding, que ha concluido, con la que vas a publicar tu nuevo disco “LAVA”.
Este es un camino complicado que constantemente te pone a prueba. Así lo veo yo. Por contrapartida, brinda momentos muy luminosos. Eso sí, nada es “gratis”. Hay mucho trabajo y energía detrás. A veces se vive un sentimiento de tremenda soledad, pero mi suerte es haber estado siempre acompañada de personas que me han sostenido y acompañado -aunque sea brevemente- de distintas maneras. Cuando no quede nada más, seguirán quedando las canciones y lo que nos mueve a
 darles vida.

¿Qué tal ha ido?
¡Muy bien! Ha supuesto una cantidad ingente de horas de trabajo, pero nos ha ayudado a comunicar el lanzamiento de LAVA y nos ha trasladado el apoyo de muchas
 personas que han puesto su granito de arena para hacer posible la edición física. Cuando finalizó, en los últimos días de diciembre, ya se habían comprado más de 100 entradas para la presentación del 4 de febrero (¡Imagina qué chute de motivación extra!). Gracias al crowdfunding tenemos ahora en nuestras manos los “discos” (entre comillas, ya que hemos apostado por no fabricar CDs como tal) y el proceso de fabricación de vinilos está a punto de comenzar.

¿Qué representa “LAVA” para Lorelei Green?¿Qué nos vamos a encontrar en este trabajo?
LAVA marca una nueva etapa. Está compuesto por 9 canciones de universos sonoros muy distintos y esta es una de las cosas con las que más satisfechos estamos.
 Hay temas muy cañeros, como el recién estrenado “Hojalata/Corazón” y otros más desnudos, con un carácter muy íntimo. Hemos jugado por primera vez con la distorsión y, aunque no nos desmarcamos de los sonidos más acústicos/orgánicos, nos hemos permitido jugar con efectos que han enriquecido mucho las canciones.

¿Cómo ha sido el proceso de creación del disco?
Como bien planteas en tu pregunta… Ha sido todo un proceso. Muchísimas horas de estudio en Magic Box grabando, acompañando a nuestro productor en las mezclas y tomando decisiones. ¿La verdad? Ahora mismo tenemos el cerebro frito. Contar con James Morgan a los mandos ha sido una maravilla. Queríamos dar una vuelta de tuerca a nuestro sonido y sentimos que ha sabido entendernos a la perfección y sacar lo mejor de nosotros.

Respecto a “Aviones de papel” ¿qué diferencias, si las hay, puedes destacarnos?
Lo destacable serán quizá las similitudes. Las letras siguen siendo la espina dorsal de Lorelei Green, con mi voz que es un sello que aporta una clara continuidad. Por lo demás, no hemos querido perder la oportunidad de meter -como hicimos en Aviones de Papel- una nueva canción en euskera y también un último tema como “bonus” a piano. En el disco anterior la acompañaba la flauta travesera de Ibon Goitia y en LAVA, el contrabajo de Ricardo de Lucas.

Alex García a las guitarras eléctricas, Ricardo de Lucas al contrabajo y bajo y Josu Polanco a la batería te acompañan en este proyecto. ¿Cómo se llega a formar este equipo?
Ellos han ido formando parte del proyecto de forma escalonada y utópicamente natural.Venimos de universos musicales muy distintos, pero tenemos en común la melomanía y las ganas de empaparnos de lo que los demás traen consigo y crear algo que nos mueva. LAVA es el resultado del gran trabajo de construcción -y reconstrucción- que hemos hecho juntos con las canciones.

También cuentas con Iñigo Uribe al piano.
Sí. Ya habíamos disfrutado de su colaboración en directo en varias ocasiones especiales. Cuando escribí “Luz de Carretera” dejé de lado la guitarra desde el principio, porque tuve claro que era un tema diferente y que el piano le sentaría de maravilla e Iñigo se sumó al viaje.

No podemos olvidar la parte gráfica de “LAVA”, la cual está en manos de Adrián Morote. ¿Cómo se decide todo lo que rodea a esta labor?
Adrián Morote es ya la quinta cabeza de la hidra y ha trabajado todo lo relacionado con el universo visual de Lorelei Green. Conoce el proyecto a la perfección desde hace años y es una gozada poder confiar a ciegas en su criterio. Hablamos mucho acerca de lo que queremos transmitir, de cómo hacerlo, buscamos inspiración juntos… Pero a la hora de la verdad, él pone en marcha la maquinaria y nosotros nos dejamos llevar y disfrutamos como enanos del resultado.

El día 4 de febrero, en BilboRock, será la puesta de largo del disco con su presentación en directo. ¿Qué nos puedes contar al respecto?
El del 4 de febrero será sin duda nuestro concierto más especial hasta el momento. Jugamos en casa y estamos tratando de mimarlo todo al detalle para que la gente disfrute a rabiar. Habrá mucha caña, esto puedo adelantarlo, pero seguiremos reservando un espacio para un ambiente más íntimo. No faltarán las colaboraciones y haremos un pequeño guiño a Aviones de Papel, para todas las personas que nos han acompañado desde esa etapa. Qué puedo decir… Más que “Anímate a vivirlo con nosotros.”

Un deseo para este año nuevo que acaba de comenzar.
Me pido estos tres: Fuerza para seguir por este sendero sin olvidar la honestidad y la ilusión del primer día. Un poco de suerte para que salgan oportunidades con las que crecer. Y que LAVA nos siga dando calor, porque esto no ha hecho más que comenzar.

¡Compártelo con el mundo!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 × uno =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.